¿La Literatura le habla, o le ha hablado, a la Ciencia?

download

En el marco de la asignatura de doctorado Los Públicos de la Ciencia, de Agustí Nieto-Galán, y ahondando en las relaciones entre Ciencia y Literatura/Cine (estos últimos como ventanas de representación de la Ciencia y su imagen, vehículos de comunicación científica al público, en suma) tomé por primera vez conciencia de la posible (por mínima que sea) influencia de la Literatura en la construcción de Ciencia, en el tráfico de ideas científicas y su desarrollo. La siguiente es la trascripción de un fragmento de mi ensayo para la asignatura, el que se ocupa de ese tema:

(…)

Bidireccionalidad. A veces, la Literatura habla y la Ciencia escucha

En el marco de la relación Ciencia/Públicos y de los entrelazamientos Ciencia/literatura o Ciencia/Cine, hemos de insistir en la circularidad de esa relación, en su bidireccionalidad, en el hecho de que se trata de un diálogo en que los interlocutores se alternan en el uso de la palabra y se influyen mutuamente, y en ocasiones, incluso se intercambian los asientos. A este respecto, recordemos que, no solamente la Ciencia se ha constituido en material literario y ha nutrido a la literatura y a la ficción. Es posible también defender que la propia Ciencia ha bebido en ocasiones de la literatura.

Algunos ejemplos, que seguramente alguien encontrará discutibles, pero que ahi están como ejemplo del diálogo de disciplinas. Según se asegura en varias páginas internáuticas -no se hasta que punto está contrastado académicamente este dato, paro da igual: las páginas son de Alberto Rojo y Basilio Kotsias (ver bibliografía). Francesco Redi llevó a cabo los experimentos en los que cuestionaba la generación espontánea (aunque esta experimentaría un revival tras el descubrimiento de los microorganismos, antes de ser definitivamente tumbada por Pasteur) tras la lectura de un pasaje de la Iliada, en la que se cubre un cadáver, para que no esté expuesto a gusanos y otros organismos, responsables de su podredumbre.

Parece ser también que a la paradoja de Olbers (esto es, ¿por qué el cielo nocturno no es brillante, siendo el espacio y el número de estrellas es infinito?) le fue propuesta una posible solución por Edgar Allan Poe, en Eureka. Y las ramificaciones de los universos fueron apuntadas en primer lugar por Jorge Luis Borges en el Jardín de los Senderos que se bifurcan (Ficciones, 1942) antes que Everett, que lo propuso desde el púlpito científico en los años 50. Parece ser, también, que el primero que apuntó el término y el concepto de Warmhole (agujero de gusano) para los trayectos interestelares fue el científico y divulgador Carl Sagan en su incursión a la ciencia-ficción de 1985, Contact. (De nuevo, ver bibliografia: web de A. Rojo.)

(…)

¿En efecto tomó Redi su idea de la Iliada? Los otros casos mencionados ¿son verídicos, influyeron efectivamente en el circuito de las ideas científicas? Creo que aqui hay un campo fascinante y poco estudiado (al contrario del otro sentido de las relaciones Ciencia/Literatura-Cine: ya sabemos que la Ciencia influye en los dos últimos): esto es, influye la Literatura o el Cine en la construcción de la Ciencia o de la medicina, aunque sea aportando tenues ideas o nociones? ¿Los experimentos de Redi partieron efectivamente de esa fuente primaria, la Iliada?

Aqui hay material no sólo para la tesina y para conversar entre amigos sino hasta para una tesis doctoral. Pero, tal como comenté a mi colega Miquel Terreu (que me escuchó con escepticismo) ¿que ocurre si en el curso de mi investigación, se desmorona mi endeble conjetura, la de la influencia de esas formas artísticas tan populares en la construcción del edificio científico?

Bueno, no deja de ser una idea. Un hilo de donde tirar. A ver si hay algo al otro lado. Y si no, pues a otra cosa. Por lo pronto la semana que viene iré (balbuceante, tembloroso) al despacho de Agustí o de Álvar (Martínez Vidal), a exponerles la, tal vez banal y absurda, ocurrencia.

Anuncios
3 comentarios
  1. Dianoia dijo:

    Desde luego, un tema original y curioso sí que es… tal vez sea un poco difícil de desarrollar, pero todo es cuestión de ponerse a investigar y ver qué sale. Ya nos contarás qué les ha parecido a Agustí o Álvar.

  2. Sí, seguramente será difícil de desarrollar. No creo que encuentre mucho material para ir construyendo gran cosa, más allá de lo especulativo. Pero al menos es una idea.

  3. rafael dijo:

    no esta mal pero se puede mejorar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: